martes, 16 de enero de 2018

DOCTOR ORGULLOSO





 Un cirujano británico, condenado por grabar sus iniciales en los hígados de sus pacientes
(de ABC)

Durante el juicio, Simon Bramhall se declaró culpable de haber plasmado «SB» durante la operación y sin el consentimiento de los pacientes.

En el año 2013, el cirujano Simon Bramhall, de 53 años, usó un láser para marcar sus iniciales en los hígados de dos pacientes anestesiados mientras se sometían a una operación de trasplante en el hospital Queen Elizabeth, en la ciudad británica de Birmingham.

Este viernes, el tribunal de Birmingham condenó a Bramhall con una multa de 10.000 libras (11.230 euros) y a un año de trabajos comunitarios. «Las dos operaciones fueron largas y difíciles, y admito que en ambas ocasiones usted estaba cansado y estresado y que esto podría afectar su juicio. Sin embargo, su conducta proviene de una arrogancia profesional de tal magnitud que limita con un comportamiento criminal», expresó el juez Paul Farrer. «Ha abusado de su poder y traicionado la confianza que estos pacientes depositaron en usted», afirmó antes de dictar sentencia.

No termino de entender cómo pudieron descubrir esa demostración de orgullo profesional del Dr. Bramhall; el hígado no es  un órgano que se vaya exponiendo a la vista del personal, como la naríz o las orejas, a no ser que alguien del equipo quirúrgico se haya chivado. 

De todas maneras, me parece injusto el castigo, cuando se trataba de poner su firma en una difícil operación, culminada con éxito. Estos british son unos quejicas, se llevan un hígado nuevo y firmado y van a juicio. 









lunes, 15 de enero de 2018

PASEANDO LA LECHUGA

PASEANDO LECHUGAS

(de La Gaceta)

.Ni perros, ni gatos, ni cerditos vietnamitas. La nueva moda en China es sacar a pasear lechugas: les atan una correa y se lanzan a caminar arrastrando su verdura.
Tal y como publicó el diario británico Metro, esta curiosa tendencia, muy popular entre los jóvenes, se justifica como vía de escape parahuir de la depresión y la soledad. Los jóvenes lo utilizan como pretexto para iniciar una conversación y organizar encuentros, cada vez más habituales. "Siento que  puedo transferir mis pensamientos negativos al repollo, ir a dar un paseo con él y regresar a casa sintiéndome mejor·, dice Lui Ja Chen, de 17 años. Y otro joven añade: "Si veo a alguien en mi misma condición, es fácil empezar una conversación. Las lechugas o repollos son mejores que los perros, ya que no ladran y no empiezan peleas con otras verduras. Ni siquiera necesitan alimentos y no dejan basura en el pavimento".
El psiquiatra chino Wen Chao explica así la nueva moda juvenil "Te sientes  tan solitario que, simplemente con una lechuga, empiezas a actuar y te haces amigo de élla,"
A pesar de lo que dice el Dr. Chao, no me convence esta tontería de pasear vegetales. Claro está que, ni soy chino, ni mucho menos adolescente. Yo prefiero el clásico paseo con "Peggy·"



lunes, 8 de enero de 2018

ADIOS AL DIOS RA



El Nuevo Año nos ha traído una desgracia inimaginable: ¡HA DESAPARECIDO EL SOL!. 

El año 2018, al menos en Madrid, se ha presentado sin su habitual brillo y ya van siete días sin que aparezca esa luminosidad característica de los cielos de la capital. El éxodo típico a las playas va a estar mucho más justificado si continúa esta pesada nubosidad. 

Consecuencia de esta oscuridad es el incremento en el malhumor del personal: ya nadie da los buenos días, por no hacer el ridículo. Incluso en las familias más apegadas se han producido disturbios sin sentido. Ni siquiera la llegada de los Reyes Magos ha logrado solucionar el problema. 

No me gustaría, a mi edad, volver a la rutina de las mudanzas, por lo que espero, con ansiedad, el regreso de RA lo antes posible.