miércoles, 3 de marzo de 2010

Regaderas

El “hombre regadera” le deja 3.000 regaderas a su sobrina

Hilary Taylor ha recibido una parte poco usual de la herencia de los bienes de su tío: al fallecer, le ha dejado 3.000 regaderas

(de Metro co.uk)

Ken Stickland, operario de grúas y conocido como “El hombre regadera” tenía su jardín y hasta un piso entero de la casa ocupados con su adorada colección.

El Sr. Stickland, que falleció el mes pasado a los 78 años, llevaba un meticuloso control de cada regadera, incluyendo muchas fabricadas por él mismo.

“Había oído de gente que colecciona teteras o sellos de correo,¿ pero esto?”, dice la Sra. Taylor, de 63 años y vecina de Great Yarmouth (RU)

“Era una persona fascinante, empezó la colección en 2001 pero no tengo ni idea del porque. Supongo que mantenía sus manos ocupadas y así tenía alguna cosa en que entretenerse”

“No tenía ninguna regadera favorita, simplemente las adoraba a todas. Algunas veces se encontraba con alguna dejada por otras personas en la puerta de su casa”, termina la señora Taylor.

La beneficiaria de tan singular herencia admite que no sabe qué hacer con la colección y puede que la done a alguna obra de caridad. Aunque una necesitará mantenerse con cuidado, ya que contiene las cenizas de su tío.

La Sra. Taylor esperaba algo más sustancioso como herencia de su tío, por ejemplo 3.000 dolarillos en vez de regaderas. Y pretende donarlas a una institución benéfica; me la imagino telefoneando a la ONG:

-"Oiga, quiero hacer una donación muy valiosa a su organización.

-Estupendo, ¿de qué se trata?, ¿cuántos miles de $?

-No, no. Es una aportación en especie.

-Muy bien. ¿Hablamos de joyas, cuadros, valores mercantiles? Diga, diga....

-Se trata de una colección de 3.000 regaderas. ¿Puedo enviárselas por UPS?

-¿Regaderas? Mire Vd. señora, nosotros trabajamos en el norte de Mali y allí no hay agua ni para llenar una de esas tres mil regaderas. Le sugiero que se las envíe a un chatarrero o que se las meta Vd. por donde le quepan.

-¡Grosero! "

20 comentarios:

  1. Desde luego es un cabrón el que deja en herencia y a una sola persona TRES MIL regaderas.
    Qué putada.

    Lo mejor que podría hacer es enviarselas, sin preguntar, a los políticos de España, una por cabeza, para que se vayan comparando sus respectivos cerebros con los aparatos de dispersar agua.

    ResponderEliminar
  2. Menuda putada de herencia. Desde luego, para eso más vale no tener familia ni ná.

    ResponderEliminar
  3. D. Bwana, cuan sabio es el refranero popular: " Parientes y trastos viejos, pocos y lejos "

    ¡Buen día pase usted y sus amigos lectores!

    ResponderEliminar
  4. 3000 regaderas??? menos mal que no le dió por coleccionar retretes!
    La gente está muy, muy mal...

    ResponderEliminar
  5. No os metáis tanto con el pobre hombre, su idea inicial era que además se las metiese una por una por el culo... y al final no lo hizo.

    Espero que cuando le deje todos mis discos de Elvis a mi hija, Bwana no me dedique un post

    ResponderEliminar
  6. ¿Estaba como una regadera? Excelente colección, muy práctica, ¡como envidio al nuevo propietario! Un abrazo, D. Bwana.

    Iñaki de Juana Chao, nuestro EXTRADITABLE TAXI DRIVER

    Bendecido por el dios Castro, Chávez amamanta la serpiente.

    Hugo Chávez y Venezueloa, refugium pecatorum

    ResponderEliminar
  7. Pues la señora no parece muy cabreada (“Era una persona fascinante... Supongo que mantenía sus manos ocupadas y así tenía alguna cosa en que entretenerse”). Igual piensa que podía haber sido peor.

    ResponderEliminar
  8. Esto en vez de herencia tiene otro nombre; putadón. Que haces con eso??? Si alguien colecciona las mismas cosas de forma obsesiva (pq yo esto de las colecciones lo veo así) porq mantenerlo porq sea una herencia? Pfff, menos mal que en mi familia estan bien de salud y no les ha dado x las cosas raras...

    ResponderEliminar
  9. Eso que dicen de a caballo regalado no le mires el dentado no es cierto. Si el regalo es una meirda mejor que se lo metan por dónde mejor debe estar, por dónde acaban estas tres mil regaderas. Ahora entiendo de dónde viene el dicho de estar como una regadera. Esta historia es pura locura.

    ResponderEliminar
  10. D. Javier:
    Las cabezas de esos políticos ya son regaderas de por sí; no hay más que ver la cantidad de estupideces que les salen por los agujeros continuamente.

    ResponderEliminar
  11. Ginebra:
    Esas cosas pasan, lamentablemente. Espera uno heredar el pisito de Argüelles y te calan la colección de ceniceros. Es que hay mucha injusticia por el mundo.

    ResponderEliminar
  12. D. Carlos:
    Así es; yo tengo otro refrán parecido:
    "Más vale el vecino cercano que el pariente lejano"
    Un saludo

    ResponderEliminar
  13. Dª Cris:
    Quién sabe, a lo mejor tenían mejor salida los retretes. Especialmente ahora, que van a dar pasta para rejuvenecer las viviendas.

    ResponderEliminar
  14. D. isra:
    Pues al hombre le salió el tiro por la culata, pues paarece que lo han metido a él en una de las regaderas.
    No se preocupe que le consultaré previamente, a ver si le conviene la publicación del post.

    ResponderEliminar
  15. D. Alfredo:
    Desconocía su afición a esos adminículos. ¿Disfruta Vd. de algún frondoso jardín?

    ResponderEliminar
  16. Dª Maharani:
    El enlace está muy bien. La colección de panelas de jabón la prefiero a las regaderas, éso sí,
    las otras colecciones que se muestran me parecen peores que las del Sr. Sickland.

    ResponderEliminar
  17. Dª Chocolat Soul:
    Tiene Vd. mucha suerte, en mi familia hay uno que colecciona latas de cerveza vacías.

    ResponderEliminar
  18. D. David:
    Tiene mucha razón. Lo que pasa es que el finado ya no puede recibir el regalito de vuelta.

    ResponderEliminar
  19. pero bueno..que invento es este!!!..Hay que estar como una idem, para coleccionar semejante artilugio, pero que encima condenes a tus familiares con inservible herencia!!..Sin duda el tipo consideraba que el trabajo merecía la pena, tanto como para que no se perdiera y su colección trascendiera más allá de su muerte.. Verlo para creerlo!! Que noticias recopila usted Sr, Bwana..me dejan un discomfort!!

    ResponderEliminar
  20. Dª C.O:
    Lo siento por lo del "discomfort"
    pero es que procuro buscar cosas que distraigan al personal y aminoren la congoja que produce oir las noticias oficiales.

    ResponderEliminar