lunes, 1 de agosto de 2011

EL LORO MASAJISTA

Mientras la marabunta se dirige a las atestadas playas a pasar molestias y gastar lo que no tiene, menda se distraerá revisando los movimientos llamativos de algunos de los, incorrectamente llamados, seres irracionales.

Por ejemplo, los achuchones que le propina el señor loro a cualquier gato que se deje:



8 comentarios:

  1. Desde luego ya tiene paciencia el gato ese, y qué pelma está el loro. Me recuerda a los abrazos y besos lesbianos que se meten las ministras de ZP.

    ResponderEliminar
  2. Me parece a mi que hay temita entre el loro y gato, no sé como acabará la cosa pero lo mismo un día vemos un gato que habla y vuela y ya sabrán vuesasmercedes de donde viene...

    ResponderEliminar
  3. Desde luego Tella... mancillar el honor de esos pobres animales comparándolos con esas cosas.

    Bwana, hace bien es traer esos documentos tan interesantes, espero impaciente aquél en el que son masacradas esas ratas con alas que responden al nombre de palomas.

    ResponderEliminar
  4. Una monada de bichos, aunque la verdad es que el loro es un poco pesadito. El gato es para beatificarlo.

    ResponderEliminar
  5. D. Javier:
    Desde que se apagó la luz de la vicevogue y la Lerelei estuvo en el lazareto, el resto ha quedado para el desguace.

    ResponderEliminar
  6. D. CAROLVS II:
    También podía aparecer un loro cazando ratones, pero me parece que están jugando inocentemente.

    ResponderEliminar
  7. D. isra:
    Descuide amigo, estoy buscando con gran interés un episodio donde, por alguna vez, salgan mal parados esos bichejos.

    ResponderEliminar
  8. Dª majarani:
    Es curioso el interés que demuestran los loros por los gatos. Yo tuve un loro que salía de juerga con el gato cuando éste se iba de gatas.

    ResponderEliminar